Alojamiento de aplicaciones en la nube

Alojamiento de aplicaciones en la nube en AWS

Alojamiento de aplicaciones en la nube

Tradicionalmente, los negocios han tenido que crear y mantener una infraestructura para ejecutar aplicaciones on-premise. Con el modelo de software como servicio (SaaS), los negocios pueden usar aplicaciones que están hospedadas online. Esto les permite reducir los costos, ya que solo pagan por lo que usan; disponer de actualizaciones de funcionalidad sencillas y sin complicaciones; e integrarlas fácilmente con sus datos y sistemas actuales.

Los proveedores de aplicaciones que crean aplicaciones basadas en el modelo SaaS saben que puede resultar caro y complejo ser el propietario de la infraestructura donde se hospedan estas aplicaciones, así como su uso, sobre todo cuando la demanda de los clientes es variable.

Tanto si es una compañía que busca un entorno de nube donde implementar sus soluciones on-premise actuales, como si es un proveedor de aplicaciones que está evaluando una plataforma de cloud donde implementar una nueva aplicación u oferta de SaaS, debe plantearse lo siguiente:


Hospedaje de aplicaciones mediante AWS

Amazon Web Services (AWS) ofrece recursos informáticos de confianza, escalables y económicos en los que hospedar sus aplicaciones. Puede combinar los siguientes componentes de AWS o usarlos por separado para hospedar sus aplicaciones:

Amazon Elastic Compute Cloud (Amazon EC2). Amazon EC2 ofrece capacidad de cómputo variable en la nube. Para definir el entorno virtual de Amazon EC2, debe especificar el sistema operativo, los servicios, las bases de datos y la pila de la plataforma de aplicaciones necesarios para la aplicación hospedada. Amazon EC2 ofrece una consola de gestión integral y API para la gestión de sus recursos informáticos.

Amazon Simple Storage Service (Amazon S3). Amazon S3 proporciona una sencilla interfaz de servicios web que permite almacenar y recuperar la cantidad de datos que desee, en cualquier momento y desde cualquier parte de la web. Ofrece seguridad, una alta disponibilidad y una gran duración. Amazon S3 también almacena varias copias redundantes de sus datos.

Amazon Relational Database Service (Amazon RDS). Amazon RDS facilita la configuración, el funcionamiento y el escalado de una base de datos relacional en la nube. Proporciona una capacidad de base de datos rentable y de tamaño variable, a la vez que administra las tareas de administración de base de datos que más tiempo requieren.

Amazon CloudFront. Amazon CloudFront ofrece un sistema de entrega de contenido de alto desempeño distribuido a escala mundial. Su aplicación puede utilizar Amazon CloudFront para distribuir o transmitir contenido fácilmente a los usuarios con una baja latencia, con altas velocidades de transferencia de datos, sin compromisos y con una integración con Amazon S3 óptima.

Amazon Simple Queue Service (Amazon SQS). Amazon SQS ofrece a la aplicación un sistema de colas seguro y de alto desempeño que le permite distribuir el trabajo entre los procesos de la aplicación de forma fiable.

Amazon DevPay. Amazon DevPay es un sencillo servicio de administración de cuentas y facturación online que le permite vender aplicaciones que están integradas en Amazon Web Services, o que se ejecutan sobre este servicio.

 

Fuente: AWS (https://amzn.to/2Wfss3f)

 

Fecha: 24-01-2019